Hostal - Restaurante La Posada de Almagro
Hostal - Restaurante La Posada de Almagro

Almagro un lugar lleno de historia...

 

*Enclavada  en el corazón de La Mancha nos encontramos con la ciudad de Almagro sede y  cabeza de la Orden de Calatrava; hacia el siglo XIII fue elegida por los  maestres como lugar de residencia, fue gracias a la iglesia, los hidalgos y  labradores como Almagro se desarrolló dando lugar a un excepcional patrimonio  arquitectónico.

*En el camino de Toledo a Granada, y con posible origen en un pequeño castillo árabe localizado por algunos historiadores en lo que hoy es la ermita de San Juan, nació la villa de Almagro - ciudad desde 1796 - poco después de la batalla de Las Navas de Tolosa, que tuvo lugar en 1212, y le fue otorgado fuero por fray Gonzalo Yáñez de Noboa, IX maestre de la Orden de Calatrava, que confirmó en 1222 el rey Fernando III el Santo. Capital de los calatravos y de lo que después se ha dado en llamar Campo de Calatrava, alcanzó pronto tal pujanza que el rey Alfonso X el Sabio.

-Alfonso  X convocó Cortes en Almagro en 1273, el mismo fundó en 1255  Ciudad Real para contrarrestar el gran poder ejercido por la Orden de los Calatravos;  durante sucesivos siglos la situación no cambiaría mucho en esta villa hasta la  llegada de Fugger y Welser, banqueros de Carlos V que hicieron de esta villa un  emporio económico y comercial vinculando las riquezas de las minas de Almadén a  la que llegaría a ser capital de La Mancha durante los años 1750 a 1761.

*Durante  los siglos XVI, XVII y XVIII Almagro vivirá una época de esplendor dando lugar  a numerosas construcciones, se reformó su famoso Corral de  Comedias que conserva la estructura original de los teatros del siglo XVII. Don Clavero Fernando Fernández de Córdoba fundó el monasterio y la universidad menor de nuestra señora del Rosario y el comendador mayor don Gutierre de Padilla el Hospital de la Misericordia y el Monasterio de la Asunción de Calatrava. Se reformaron la iglesia de San Blas, la Plaza, el Ayuntamiento y los franciscanos levantaron el Convento de Santa Catalina. Se instalaron los agustinos, los jesuitas, los hermano de San Juan de Dios y los ascendientes del Conde de Valdeparaíso construyeron su palacio. Se construyeron la iglesia parroquial de Madre de Dios, el convento de la Encarnación, el palacio de los Fúcares, el  Convento de la Encarnación,la posada de San Bartolomé el Real, multitud de casas solariegas, etc... Durante estos  siglos se daría comienzo a la industria de las blondas y encajes, las cuales se  convertirían en señas de identidad de esta localidad.

*No nos podemos olvidar  por su puesto de los otros muchos puntos de interés que podemos encontrar en  Almagro, tales como El Palacio de los Fúcares, la Iglesia de San Agustín, El  Palacio del Conde de Valdeparaíso, la antigua Universidad Renacentista,la Iglesia de San Bartolomé, etc...

Historia de Almagro